D1 no es tan barato como decían

2524


En las redes sociales circula un artículo que muestra que las tiendas D1 son mucho más baratas que Carulla y Éxito. Sin embargo El Mal Economista demostró que aunque tiene razón, tiene errores cuantitativos. Una muestra de ello es que Carulla no es 108% más caro que estas tiendas, sino que es tan solo 9% más costoso.

Durante toda mi vida siempre me han molestado dos cosas: una es levantarme temprano y la otra es que la gente piense que me estafan por las cosas que compro. Por ejemplo, cuando elijo un restaurante siempre me recriminan porque el almuerzo ejecutivo de la esquina es más económico, o cuando me suscribo a servicios de contenido audiovisual y me regañan porque las series las podría bajar por internet y en “full imagen”. En fin, odio que cuestionen mis compras, mis gustos, y justo esta semana me volvió a pasar: Comprar en D1 es más barato que comprar en Carulla, y mucho“¿Cómo así?” puse el grito en el cielo. ¿Me está diciendo que durante más de veinte años he sido estafado al momento de comprar mis víveres?, pero qué me está contando, si yo ya soy Supercliente y mis padres hasta Clientes Diamante. Para resumirle duré toda la semana recriminándome y pensando, pues si todas las personas que conocía tenían razón había sido estafado.

Llegada la mañana del fin de semana, me dije a mi mismo que no podía dejar pasar esta noticia sin al menos leerla. Tomé mi celular bajo las cobijas, busqué la susodicha, y, después de investigar un rato en mi red social de confianza y encontrar la publicación que me había dañado media semana, quiero contarle querido lector que mi alma volvió a sonreír. “¡¡¡¡Este señor no debe ser economista!!!!”grité. ¿Cómo es posible que, al hacer el supuesto análisis estadístico que mostraba irrefutablemente que D1 era mucho más barato que Carulla y Éxito, el autor tomara dos productos totalmente diferentes?

Sí, para mi sorpresa, y la suya, el artículo en cuestión no tenía ni pies ni cabeza. Como todo economista recriminaría la única manera de comparar dos productos de diferentes marcas, como se hace en el análisis del artículo mencionado, es estando en un mercado en competencia perfecta. Una situación que como sabrá no sucede muy a menudo, excepto, como diría mi profesor de microeconomía: “en el mercado del pan de panadería de barrio”.

Llegado a este punto mi mente ya empezaba a maquinar: “bueno, seguramente al autor de este análisis no le importaba si unos huevos provenían  de gallinas felices o no. Pensé que lo único que explicaba que se compararan marcas, que ya tienen recordación en el mercado colombiano y que se rigen bajo ciertos estándares de calidad con otras marcas de menos reconocimiento que se encuentran en D1, era que para él  los huevos de gallina son huevos de gallina y punto. Sin embargo, esta hipótesis se vino abajo rápidamente, era yo el que estaba equivocado. No era que al autor le diera igual la calidad y marca del producto, sino que las comparaciones se habían hecho adrede.

Al avanzar más y más en el articulo noté que el autor comparaba el precio de los artículos más baratos de D1 con el precios de los artículos más caros de Carulla, “¿Cómo así?” dirá usted. Pues bien, si se fija, basta con ver la comparación que hace en el rubro de cremas dentales: por el lado de D1, Crema Dental Colgate y por el de Carulla, Crema Dental Colgate LUMINOUS WHITE. Para hacerle justicia al autor del artículo, él también deja claro que va a tomar los productos más caros de Carulla para ser comparados contra los de Tiendas D1, un pequeño detalle que al parecer los que me contaron la noticia habían olvidado mencionar.

Asimilando la sorpresa que acababa de llevarme, decidí que esto no podía quedarse así y que debía verificar toda la información por mí mismo. Me armé de valor, tomé mis llaves, mi celular, los audífonos, me coloqué los zapatos y me puse manos a la obra rumbo a la misión de espionaje más importante que había tenido en mi vida.

Definí mi plan de acción: D1 y Carulla no eran problema, pues ambos quedaban a unas cuadras de distancia. Sin embargo, debido a mi posición geográfica, no contaba con ninguna sucursal de Almacenes Éxito a la mano. Me encontraba en ese punto en el que está igual de lejos el Éxito de la 134 que el de la 170. Debía encontrar un reemplazo a éste y pronto. Giré mi cabeza a la cocina y lo vi tan claro como el agua: era una bolsa de comestibles de Supertiendas Olímpica. El destino estaba a mi favor.

Así las cosas, definidos los tres contendientes en esta batalla de precios, me acerqué cautelosamente a cada uno de los supermercados, comparé los precios de los productos de las mismas marcas. Aunque tuve algunos problemas con las diferencias en las presentaciones de los mismos -500g, 750ml, 1kg-, no era algo que una simple regla de tres no ayudara a solucionar. Ya lo sé, no era un método exacto y lo evitaría lo más que pudiese, pero era lo mejor que podía hacer.

Pues bien, después de gastar todo mi día en esta noble misión y regresar a mi hogar con la satisfacción del deber cumplido, me senté, miré toda la información recopilada hasta el momento, la organicé, calculé variaciones y al final lo acepté: D1 es más barato, pero ¿qué tanto? A continuación lo descubrirá:

D1 vs Carulla

 carulla

  • Se toma precio base de Bon Yurt x4 en Carulla
  • 2Se toma precio base Listerine x360ml en D1
  • 3Se toma precio base Jugo del valle 2 litros en Carulla
  • 4Se toma precio base Coca Cola x2 unidades en Carulla
  • 5Se toma precio base Leche Silk x1890ml en Carulla

 

D1 vs Olímpica

olimpica

  • 1Se toma precio base Listerine x360ml en D1
  • 2Se toma precio base Milo Free x500g en Olímpica
  • 3Se toma precio base Bon Yurt x4 en Olímpica
  • 4Se toma precio base Coca Cola x2 unidades en Olímpica
  • 5Se toma precio base Leche Silk x1890ml en Olímpica

No voy a mentirle, en el fondo yo ya sabía que esta era la conclusión a la que iba a llegar. No era posible que medio internet estuviera equivocado. Pero, aunque el artículo que había leído en la mañana estaba en lo correcto cualitativamente -D1 ciertamente es más barato-, este tuvo un ligero error en la parte cuantitativa. Comparando el artículo de la discordia, con el estudio que anteriormente les presenté, se encuentra que Carulla no es 108% más caro que las tiendas D1, sino que es tan solo 9% más costoso. Está claro que si comparamos el precio de los huevos de gallinas felices, que valen ocho mil, con los huevos que valen tres mil de gallinas de las cuales no sabemos nada acerca de su ánimo, el sobrecosto que daría le haría abrir los ojos de la impresión a más de uno. Sin embargo, no es correcto y no es justo tratar el tema de esta forma, debido a que, como dije, los productos no son homogéneos.

Finalmente, hay otros factores que no se incluyeron en esta columna y que de igual forma influyen en la decisión de usted y yo como consumidores a la hora de escoger donde hacer las compras semanales: las condiciones de orden e higiene, el uso de bolsas o no y hasta la música ambiente de cada uno de los supermercados, pero eso ya es decisión de cada quien, lo que maximice su utilidad. Aún así, independiente de esto, por favor no crea todo lo que dicen en internet. Yo lo creí y me costó amargarme toda la semana por algo que no era ni de cerca cierto.

Por mi parte, me despido. Esta ardua investigación no me dejó tiempo ni para almorzar y estos huevos de gallina no se van a cocinar solos. ¿Sobre el estado de ánimo de sus progenitoras? bueno, eso se lo dejo a su imaginación.

Por: Santiago Morera Torres

Twitter: @SantiMoreraT

Fuentes:

http://www.c26k.com/blog/Precios%20D1%20versus%20Exito.aspx

comments icon 1 comentarios
bookmark icon

One thought on “D1 no es tan barato como decían

    Write a comment...

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *